ELABORACIÓN

El proceso de extracción en nuestra Almazara es único y personal.

La razón de ésto es que tenemos una gran variedad de frutos, que enveran y maduran en momentos distintos. Cada variedad de fruto aporta cualidades organolépticas distintas y propias.

La aceituna es un fruto, y sus cuidados deben de ser excepcionales, porque el zumo oleoso que contiene en su interior es de máxima calidad. A partir de aquí en todo el proceso de extracción, sus cuidados, higiene nos marcarán la calidad futura del aceite de oliva virgen.

 

LOS 3 PILARES DE LA CALIDAD

En Almazara San Joaquín de Agramón hay tres momentos claves en nuestra disciplina de trabajo: el fruto, la almazara y la bodega.

 

EL FRUTO

Selección del fruto, grado óptimo de maduración, recolección, recepción, limpieza y preparación para la molienda. El seguimiento del fruto en el campo, en los olivares, percibir el grado óptimo de maduración (el envero), nos lleva al comienzo cada otoño de un nuevo año oleícola. Una rápida recolección cuidando que el fruto llegue a la almazara en perfecto estado, el deshojado y lavado, y una rápida preparación para la molturación de los frutos.

 

 LA ALMAZARA

El lugar donde se extrae el aceite de oliva virgen extra. Preparación de la pasta, y extracción en frío. Una vez seleccionada la variedad a molturar, la llevamos al molino donde elegimos su grado de molienda, la homogeneizamos en la termobatidora en tiempo de 45 minutos y a una temperatura de 24 grados centígrados. Y en un mínimo tiempo, aplicando sólamente fuerza centrífuga, obtenemos el primer zumo oleoso natural. Lo separamos de la pulpa, el hueso y el agua vegetal.

En un tiempo record, de una hora emana el aceite de oliva virgen extra, en un estado de zumo oleoso y en un ambiente agradable, donde afloran los primeros olores afrutados. Ya se pueden percibir todas las virtudes organolépticas que tendrá más tarde el aceite de oliva virgen. Inmediatamente lo trasladamos de la sala de extracción a la bodega.

 

LA BODEGA

Protección y reposo en la bodega de aceite. Una vez extraídos los aceites vírgenes, escogidos y seleccionados por variedades, son recibidos en la bodega, donde se disponen a entrar en cada depósito de acero inoxidable y a reposar bajo una atmósfera inerte, y ahí quedarán protegidos de la luz, del calor y de la aireación. Posteriormente y con un gran cuidado, serán envasados bajo pedido. Para ello utilizamos distintos envases, sobre todo cristal traslúcido y opaco para las diferentes variedades.

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito esta vacíoVolver a la tienda
      Calcular envío